noviembre 19, 2012

El derecho a ser fea.

No hay mujer fea, sino belleza rara

Soy fea.

Soy fea, y cuando digo que soy fea, lo digo desde un punto de vista bastante objetivo. Cuando digo que soy fea, es una afirmación, y no , como en muchos casos, un intento de llamar la atención y de que me digan que no lo soy, ni de conseguir halagos.

Y es que soy fea, y no me importa serlo.

No soy lo que mi pareja llama "socialmente linda", que es lo que el común de la gente, las películas y los medios de comunicación suelen considerar atractivo.

Muchos piensan que es falta de autoestima, pero no es así. No me dedico a ir llorando por los rincones por ser poco agraciada físicamente. Además, tengo la certeza de que poseo muchas otras virtudes, aunque varias de ellas estén bien ocultas!

Tampoco me considero poco atractiva, ya que soy de quienes consideran que el atractivo de una persona, aparte de ser bastante subjetivo, depende de muchos más factores que la belleza física.

Así, que, la próxima vez que me lea o escuche decir que soy fea, no se sienta en la obligación moral de decirme que no lo soy.

No hay comentarios: